domingo, marzo 04, 2012

XXII SI ELLA NOS MIRA







      GISÈLE FREUND FOTOGRAFÍA A FRIDA KAHLO


      Echo de menos el descanso
      momentáneo, la calada
      primera, despreciar el riesgo,
      aspirar otra vez y ser
      elegante antes de seguir
      con la tortura.


      Se vuelve hacia mí y me regala
      algo femenino y durísimo,
      una piedra roja y caliente
      con cualidades mágicas,
      algo femenino con curvas
      de una aflicción pulimentadas
      a fuerza de arenilla
      de llanto para adentro.


      Se vuelve hacia mí
      y me invita al pitillo, ¿quieres?
      Ya no fumo, diosa, me he vuelto
      cobarde,
      ni siquiera persigo el rastro
      del sexo azul de un hombre.

      No me escucha.

      Yo fumaré por ti, seré
      quien ame.

      Y esa sonrisa incrédula
      y durísima.

      Recobra el retrato del padre.

      Mueve el pincel, sentada, a pulso.
      Un jaguar de obsidiana sube
      por su espalda.

1 comentario:

Anónimo dijo...

Me gusta la pintora, la fotográfa y la poeta.

Sara

Datos personales

Se ha producido un error en este gadget.

Archivo del blog




Creative Commons License
Esta obra está bajo una licencia de Creative Commons.
Jardí­n al mar 1605 Blog de poesí­a y otros textos Ogigia María Antonia Ricas