jueves, julio 22, 2010

El Jardín de Artemisa XII


      Hembras del icneumón que ponen huevos

      en las orugas vivas.


      El viento vuelca especieros de lluvias

      y cuando atempera su paladar

      piso descalza charcos,

      superficies de cosas.


      Esto es la primavera.


      Se comen desde dentro el jade tibio

      de las orugas, diablos diminutos

      y siempre estuvo así.


      No, no consigo

      mantenerme en lo seco.

      Sobre los dedos de mis pies, las setas,

      mujercitas

      que si las miran gimen una lágrima.


      Esto es la primavera, dice el cuco

      y lo propaga el viento.


      En mí, por fin, las lunas con el agua.

1 comentario:

Álvaro dijo...

Desde este desierto verde, atormentada y violenta, pero maravillosamente verde de El Salvador, escucho a C.King y recuerdo a una
Mariantonita que hace días conocí en una aldea de las montanas de Chalatenango.Es una nina de unos diez u once anos que escribe cuentos en la más profunda de las pobrezas. Mis lágrimas asomaban cuando la escuchaba y aparecían las Mariantonitas de mi vida.

Datos personales

Se ha producido un error en este gadget.

Archivo del blog




Creative Commons License
Esta obra está bajo una licencia de Creative Commons.
Jardí­n al mar 1605 Blog de poesí­a y otros textos Ogigia María Antonia Ricas