lunes, octubre 08, 2007

En la pizarra un poema II


San Julián. BOLIVIA


Para que la palabra ruede
hasta los libros misteriosos
donde Padre Punchau escribe
la razón de los días,
la vida que nos vive.

Para que la palabra siempre
llame. Padre Punchau nos hizo
de un barro de palabras,
nos pronunció, nos rescató
de anfibios, nos secó despacio,
vocalizó los nombres,
nos separó del viento.

Para que ruede y ruede, aroma
de palabras, vieja sangre
lustral… trabajos de vivir
que nos escriben.

7 comentarios:

Algaire dijo...

Tu palabra nos llama y no podemos resistirnos porque siempre es una delicia leer tus poemas.
Un abrazo

aitor arjol dijo...

Me gustó mucho tu espacio, por poner la poesía al servicio del compromiso social.

Anónimo dijo...

Será entonces la vida la que nos vive?

Disfruto de tu Jardín al Mar esta tarde.

" Que vuelen las cometas por ti"

Sara

almena dijo...

Ogi, es todo una joyita. ¿Dónde conseguir otro? quiero regalarlo
:)

Besos!

Chela dijo...

Bellos poemas Ogigia, y lo más hermoso en mi opinión,y coincidiendo con Aitor Arjol, es la de incluirlos en ese estupendo proyecto solidario.
Felicidades.

Un abrazo.

Marian dijo...

Celebro que la palabra ruede... Me gustaría saber cómo conseguir un ejemplar.
Un besín

El Toro de Barro dijo...

Qué pequeño Génesis, tan poderoso, tan verdadero...

Datos personales

Se ha producido un error en este gadget.

Archivo del blog




Creative Commons License
Esta obra está bajo una licencia de Creative Commons.
Jardí­n al mar 1605 Blog de poesí­a y otros textos Ogigia María Antonia Ricas